martes, 24 de abril de 2012

ICARO en la escuela


Hace 3 semanas que estamos haciendo un taller de robótica con alumnos de un secundario rural de la localidad de "la carbonada", a 30 km de Córdoba capital donde los chicos, están desarrollando Robots para una competencia de SUMOBOT contra un robot diseñado por los profesores.
El centro educativo CBU Rural “La Carbonada” anexo del IPEM 320 “Jorge Cafrune” que funciona en las instalaciones de la escuela primaria “General Manuel de Escalada” tiene su domicilio en Paraje “La Carbonada”, zona rural. Dicho paraje se encuentra a 8 km sur-este de la ruta 9 sur a la altura del km 689.
La idea fue organizar un taller con los alumnos de 5 y 6 año (unos 6 chicos) y probar ICARO con chicos que en muchos caso nunca habían trabajado con una computadora y mucho menos con electrónica.
Nos separamos en grupos de 2 alumnos (aunque a veces venian mas) y compensamos a trabajar sobre la base de diseñar un robot capas de encontrar y empujar a otro robot en un Doyo de SumoBot.  Los chicos se han interesado bastante en el curso, como prueba que casi siempre nos excedemos en la hora y media asignada al taller y terminamos trabajando entre 2 y 3 horas.
hasta ahora desarrollaron 2 robots usando componentes de impresoras, rasti, motores viejos y unos pedazos de plástico de metacrilato sobrantes de los usados para remplazar una ventana de un aula.



El taller de trabajo, usamos esa mesa donde tiramos todo lo que encontramos para armar nuestros robots 
Un robot echo con Rastis, todavía no estaba puesta la placa de control


Este robot ya estaba listo para la pista, le falta programar la logica y sus sensores 

El robot de los docentes, contra el que competirán (y ganaran)

La idea de la competencia salio para motivarlos a trabajar sobre un problema concreto (aprendizaje basado en problemas), y competir contra los profesores evitaba rivalidades entre los chicos, solo tenían que "vencer al profe".

También, estamos trabajado con Lucas Costas de la escuela "Florentino Ameghino" de berazategui (Buenos Aires), que cuentan con excelentes instalaciones y están haciendo test sobre las placas NP05 para implementarlas en sus clases y hacer aportes al proyecto.


Osciloscopios de la escuela

Una vista general del laboratorio

Una placa ICARO pasada por el ociloscopio


Se pueden apreciar los picos de caída de tensión cuando se usa el puerto B, problema que ya sabia, pero no había tenido oportunidad de testear con un osciloscopio profesional.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada